Pisos en Madrid para vivir en plena aire


Las mascotas son excelentes compañeros. Brindan beneficios para la saludcomo la socialización, la estimulación intelectual y el compañerismo al mismo tiempo que brindan alegría a la vida de las personas. Desafortunadamente, alquilar con mascotas puede ser difícil; los administradores de propiedades generalmente ven a los animales como riesgos y disuaden a las personas de tenerlos mediante alquileres más altos, depósitos y otras restricciones. Afortunadamente, la mayoría de las propiedades de alquiler permiten mascotas en formas limitadas. 

Los administradores de propiedades generalmente permiten mascotas pequeñas, como peces o tortugas, pero son más estrictos con animales más grandes, como perros y gatos. Entonces, ya sea que alquilar una casa , siga leyendo para conocer lo que necesita saber sobre el alquiler con mascotas.

perro en apartamento

Alquiler con mascotas: políticas de mascotas

La mayoría de los alquileres tienen disposiciones llamadas políticas de mascotas. Estas son reglas incluidas en un contrato de arrendamiento que protegen al propietario y al inquilino al establecer claramente las expectativas sobre la propiedad de mascotas. Las políticas pueden variar ampliamente, desde políticas de no mascotas hasta no tener ninguna política. Antes de firmar un contrato de alquiler, revise cuidadosamente la política de mascotas y también asegúrese de que la política esté incluida en el contrato de arrendamiento para que la tenga por escrito. 

Políticas de no mascotas

Algunos alquileres no quieren mascotas en absoluto. Esta disposición comúnmente excluye a todos los animales de cualquier tipo. No intente introducir una mascota a escondidas, ya que romper su contrato de arrendamiento puede resultar en el desalojo o multas. Una excepción a esta regla es si sus mascotas son médicamente necesarias, como animales de apoyo emocional o animales de servicio.

Tipos de mascotas permitidas

Cuando comprar pisos en Madrid se vuelve a consultar las políticas de mascotas varían ampliamente. Algunas pólizas pueden excluir una sola especie, como los gatos, mientras que otras pueden excluir todo menos los gatos. Lea atentamente las disposiciones y haga muchas preguntas para asegurarse de que su mascota esté permitida.

Restricciones de raza

Muchos alquileres son exigentes cuando se trata de razas de animales, más comúnmente perros. Si bien no todos los alquileres tienen restricciones de raza de perro, los que sí lo hacen generalmente restringen razas mixtas y perros callejeros más grandes y ruidosos. Estas razas suelen formar parte de la categoría de «matón» e incluyen pitbulls, rottweilers, huskies, mastines, pastores alemanes y dóbermans. Es más probable que los edificios de apartamentos restrinjan estas razas. 

Si posee una raza de perro restringida, es posible apelar la restricción y solicitar flexibilidad. Si el administrador de su propiedad es firme, intente negociar pagando un depósito de seguridad más alto o una renta por mascota más alta. Traiga a su perro para una entrevista de mascotas para demostrar que son aptos para alquilar, y pídales referencias de mascotas a sus amigos.

Número de mascotas permitidas

La mayoría de las propiedades de alquiler limitan la cantidad de mascotas que puede tener. Es posible que esté limitado a una o dos mascotas o que necesite permiso para traer alguna. Los animales de servicio y los animales de apoyo emocional quedan fuera de esta restricción y, por lo general, no tienen límites según su área.

Requisitos de peso

Las políticas de mascotas suelen incluir pesos máximos, por ejemplo, no se admiten mascotas de más de 100 libras. Estos requisitos pueden ser formas furtivas de descartar ciertas especies y razas sin insertar una restricción de raza específica. Los administradores de propiedades también pueden querer animales más pequeños debido al tamaño del alquiler, lo que hace que alquilar con mascotas sea un proceso más difícil con pisos en Madrid

Alquiler de mascotas y depósito

Como si las mascotas no fueran lo suficientemente caras, los alquileres a menudo incluyen alquiler de mascotas, depósitos de seguridad adicionales y tarifas de limpieza en el contrato de arrendamiento. El alquiler por mascota es un costo mensual adicional agregado a su alquiler base y no es reembolsable. Los depósitos de seguridad para mascotas generalmente son reembolsables, pero vienen con estipulaciones estrictas. Las quejas por ruido, las manchas y los daños son todas las posibles razones por las que su depósito puede anularse.

Estos cargos son ilegales en algunos estados, así que asegúrese de consultar con el administrador de la propiedad e investigue antes de firmar un contrato de arrendamiento. Haga un presupuesto conservador y haga muchas preguntas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Compare Listings

Título Precio Estado Tipo Superficie Uso Habitaciones Baños